Big Data, el aliado perfecto del marketing digital

El gran reto de las empresas está ligado con el Big Data. Cada vez más, las organizaciones obtienen mayor cantidad de datos, tanto estructurados como no estructurados. Pero todo este volumen de información no tiene sentido si la compañía no es capaz de gestionarlos. El Big Data debe servir para obtener datos concluyentes y significativos para la toma de decisiones y cambios en la estrategia de negocio.

 

1. Definición de Big Data

 

Es el tratamiento y análisis de un volumen de datos. Por su cantidad y complejidad no pueden ser gestionados con herramientas convencionales.

Este avance tecnológico va a permitir a las empresas entender mejor a los usuarios y tomar decisiones de marketing “a medida” de las necesidades o deseos de los clientes. En definitiva, ayuda a mejorar la experiencia de marca – cliente.

 

2. Las cuatro C´s del Big Data

 

Las cuatro características fundamentales del Big Data son: cantidad, complejidad, celeridad y certeza.

 

Las 4 C´s del BIG DATA

 

Cantidad

Gestiona un volumen sumamente elevado de datos, que hace imposible su gestión con un software convencional.

Además, esta gran cantidad de datos a procesar son de baja densidad. Es decir, se trata de datos de valores desconocidos, como mensajes de Twitter, flujos de clics en páginas web y aplicaciones móviles, tráfico de red, etc.

La misión de big data es convertir todos esos datos en información útil para la empresa.

 

Complejidad

Al obtener datos de vías muy diversas incrementa la dificultad a la hora de tratarlos.

Algunas de las fuentes de información más frecuentes son:

  1. Las generadas por los propios usuarios a través de interacción a través de los medios sociales, correo electrónico, aplicaciones, etcétera.
  2. Las obtenidas a través de la transacción de datos. Por ejemplo, las operaciones a través de la banca en línea, compras en e-commerce, pagos con tarjetas financieras, etcétera.
  3. Las gestadas mediante el internet de las cosas. Se trata de datos obtenidos a través de la interconexión digital de objetos cotidianos con internet mediante tecnología de sensores o micro chips. Algunos ejemplos son: zapatillas con sensor de recogida de datos como el tiempo o la distancia recorrida, guante que permite determinar detalles de la carga laboral de cada empleado o frigorífico que detecta su contenido y, en función de tus gustos, encarga de forma autónoma la compra por internet.
  4. Las provenientes de la autentificación biométrica. Donde se verifica la autenticidad de las personas, a través de uno o más rasgos conductuales o físicos intrínsecos.Las huellas dactilares, la retina, el iris, los patrones faciales, de venas de la mano o la geometría de la palma de la mano, son algunos ejemplos de rasgos físicos, mientras que la firma, el paso, o el tecleo son rasgos conductuales. Estos datos tienen que ver con la seguridad, inteligencia o defensa.

 

Celeridad

La velocidad es crucial a la hora de obtener, analizar, gestionar y emplear los datos en tiempo real.

El ritmo al que los datos se reciben es frenético y, de igual manera, con el que se aplica en alguna acción.

Ya es una realidad la existencia de productos inteligentes preparados para Internet que funcionan en tiempo real o prácticamente en tiempo real. Por ejemplo, ya hay aplicaciones de e-commerce que intentan combinar la ubicación del dispositivo móvil de los clientes con sus preferencias personales para realizar ofertas de marketing personalizadas en función de la hora.

 

Certeza

Es esencial tener la confianza de que los datos con los que se trabaja son fiables. Por eso, es vital comprobar la veracidad de los datos para evitar sesgos.

Ademas, los datos por sí mismos no son significativos si no somos capaces de encontrar su valor. Es decir, nos deben servir para descubrir los gustos de los clientes, aplicar una acción concreta por localización, o identificar fallos antes de que se produzcan

En definitiva, el Big Data debe servir para reconocer patrones, realizar suposiciones fundamentadas y predecir comportamientos.

 

El Big Data y el Marketing aliados perfectos

 

Beneficios del Big Data en marketing

 

Las seis principales ventajas que el Big Data aporta a la estrategia de marketing son las siguientes:

 

1. Predicción de la tasa de abandono

Para una empresa, es entre cinco y quince veces más caro captar un nuevo cliente que retener a los actuales. Por tanto, es fundamental para mejorar el grado de retención, conocer anticipadamente qué clientes dejarán de comprar sus productos o reducirán su consumo de forma significativa.

Así, el ser capaz de predecir la tasa de abandono es una herramienta muy útil para el marketing. Detectar de forma temprana qué clientes son propensos al abandono permiten a las empresas determinar cuáles son los motivos de la marcha, conocer el valor real de la pérdida potencial de sus clientes y tomar las medidas de retención necesarias para disminuir o evitar su migración.

 

2. Conocimiento del “sentimiento” de marca

Para cualquier compañía es fundamental conocer el sentimiento que genera en los usuarios.

Necesitan saber qué opina el público de ellas y sus productos. Conocer en qué tono y con qué intensidad y frecuencia se opina de la marca.

Todo este conocimiento es vital para poder medir las acciones de marketing llevadas a cabo. Además, ayuda a redirigir o impulsar nuevas estrategias, tanto online como offline.

 

3. Personalización de productos y servicios

El Big Data aporta la base de un conocimiento previo de los usuarios. Toda esta información ayuda a adaptar los productos o servicios a gustos y preferencias de los consumidores.

Con la personalización se crea una conexión emocional con el cliente. Da valor a la individualidad. El usuario percibe que la empresa conoce sus gustos, ve la intención de la compañía de agradar y de superar expectativas. Definitivamente, genera valor de marca en el usuario. El cliente reconoce y valora positivamente la adaptación del producto o servicio a sus gustos, hábitos o necesidades. Se siente parte de la empresa.

 

4. Mejora del servicio de atención al cliente

Gracias al Big Data es posible personalizar al máximo el servicio de atención al cliente, asignando los perfiles de agentes más adecuados a cada tipología de cliente.

El servicio de atención al cliente es clave para las empresas, ya que muchas veces es la única forma de contacto con los clientes. Si se crea una sintonía adecuada con el cliente es muy probable que los resultados mejoren. Por tanto, es vital establecer pautas de conducta que sirvan para conocer al cliente y ofrecerle un servicio a medida. Para conseguir la satisfacción del cliente, hoy en día, es necesario usar la gestión de datos para conocer sus necesidades y preferencias.

 

5. Proporciona inmediatez al marketing

Una de las principales bazas del Big Data es que ofrece información en tiempo real. Esta inmediatez es uno de sus principales puntos fuertes. De nada sirve almacenar grandes cantidades de datos para utilizarlos en el largo plazo. Lo importante es aplicar la información de forma inmediata. Por eso, los profesionales de marketing deben estar preparados para reformular las estrategias en base al comportamiento de los consumidores.

Funcionalidad, personalización e inmediatez son las tres características fundamentales del éxito de cualquier estrategia de Marketing.

Actualmente, en la era digital en la que estamos inmersos, las empresas que más rápido se adapten a los nuevos escenarios tendrán una ventaja competitiva sobre el resto.

 

6. Pondera el peso de cada canal

La omnicanalidad o la integración de todos los canales de atención al cliente es clave hoy en día. Los usuarios deben poder iniciar un contacto por un canal y continuar comunicándose por cualquiera de los otros sin ninguna dificultad o barrera.

Para las empresas es muy importante conocer por qué canales los usuarios interactúan con la marca antes de tomar la decisión de compra. Cada vez es más frecuente que, los clientes inicien la compra por un canal y lo finalicen por otro diferente. Por tanto, cuanto mayor conocimiento tenga una empresa sobre la forma de actuar y de comportarse los usuarios previamente a la materialización de la compra, mejor sabrá cómo dirigirse a ellos.

 

Te recomiendo que consultes también la infografía “Beneficios del Big Data en Marketing” ubicada en la galería.

 

Como conclusión, podemos decir que el Big Data es como la “bola de cristal” que permite predecir comportamientos futuros en base al análisis de datos a través de algoritmos. Esto para el marketing es una herramienta de innumerables beneficios a la hora de tomar decisiones estratégicas.

Los avances tecnológicos evolucionan a gran velocidad y seguro que todas estas ventajas que el Big Data nos aporta hoy en día, en breve seguro serán muchas más….

 

4 comentarios sobre “Big Data, el aliado perfecto del marketing digital

  1. Andres Zarzuelo Contestar

    Me pareció por demás buen artículo y las empresas lo intuyen en lo fundamental. Solo que los marketers tenemos algunos inconvenientes y prefieren pasar como empresas a un simple análisis en muchos casos automatizado, lo cual no beneficia mucho sus acciones de marketing.

    • Mercedes G Zafra Autor del artículoContestar

      Completamente de acuerdo contigo Andrés. Todavía queda mucho más por ver sobre el Big Data, esto sólo acaba de comenzar. Las empresas deben ir haciéndose a la idea de que el futuro avanza en ese sentido y el que no asuma se quedará a la cola…

      Muchas gracias por tu valoración. Un saludo.

    • Mercedes G Zafra Autor del artículoContestar

      Gracias Ana. Me alegro de que te haya parecido interesante el artículo. Este tipo de comentarios me motivan a seguir trabajando. Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *